El Cementerio Inglés, el camposanto por donde querrás pasear

El Cementerio Inglés, situado en el corazón de la ciudad de Málaga (avenida de Príes, 1), es el lugar de descanso eterno de muchas personalidades de las comunidades inglesa, española, y de otras nacionalidades, establecidas o de paso por Andalucía y, particularmente, de la Costa del Sol.

Javier Almellones

Los enterramientos del Cementerio Inglés que se han ido efectuando a lo largo de los años nos proporcionan un archivo histórico único de las comunidades británicas y otras comunidades cristianas protestantes que han residido en la provincia de Málaga desde 1831.

Antes de su creación, la muerte de un cristiano que no profesara la fe católica presentaba un grave problema: En Málaga la ley local prohibía los enterramientos de los no-católicos a la luz del día y especificaba que debían ser trasladados a la orilla del mar a la luz de las antorchas y enterrados de pie en la arena, siendo dejados a merced del mar y de los perros.

Cuando William Mark, que había sido testigo de éstas prácticas, fue nombrado cónsul británico en 1824 se propuso obtener un pedazo de tierra que pudiera servir a la comunidad inglesa como cementerio. Finalmente, en 1829, las autoridades malagueñas cedieron una parcela para este fin, cesión que fue posteriormente corroborada por Real Decreto y transferida al Gobierno Británico. Fue el primer cementerio para uso de los cristianos no católicos de la España peninsular.

Según el registro de enterramientos la primera persona que fue inhumada en el nuevo cementerio fue un tal George Stephens, propietario del bergantín “Cicero”, que se ahogó accidentalmente en el puerto de Málaga en Enero de 1831. Posteriormente ese mismo año se levantó un muro y la primera persona en ser enterrada intramuros fue Robert Boyd, ejecutado en Málaga por su participación en el abortado levantamiento liberal de Diciembre de 1831.

Durante los años siguientes el cementerio fue mejorado por William Penrose Mark, hijo del fundador, que había heredado de su padre el puesto de cónsul británico. Aumentó la superficie del cementerio a sus límites actuales y en 1839 construyó un templo / Casa de Guarda que serviría de alojamiento para el guarda del cementerio y su familia. Durante el invierno de 1890-91 el antiguo templo/albergue se convirtió en la Capilla de San Jorge -hoy la Iglesia Anglicana de San Jorge-.

Los restos del capitán, ingeniero jefe y 60 marineros del buque-escuela de la Armada Imperial alemana “Gneiseau”, que naufragó cerca del puerto de Málaga el 16 de Diciembre de 1900 están enterrados allí, así como 4 ciudadanos de la Commonwealth fallecidos durante la Segunda Guerra Mundial que fueron rescatados del mar. Otras personalidades célebres enterradas en el Cementerio Inglés de Málaga son el hispanista Gerald Brenan y su esposa Gamel Woolsey, el poeta español Jorge Guillén, y el autor finlandés Aarne Haapakoski.

Su horario de apertura es de 09:30 a 14:00 de martes a sábado, y de 10:00 a 13:00 los domingos. La entrada es gratuita pero un donativo siempre será bienvenido.

Share on facebook
Facebook
Share on twitter
Twitter

Deja un comentario

X